viernes, 23 de enero de 2009

Put away

no me desconectés la mente
intentando enderezarme.

no voy a negociar.
sí: hay de qué.

tu desprecio explicativo
tiene el mismo olor descompensado
que tu sonrisa engordada.
dentro de un minuto
vas a estar muerto:
no voy a canjear.

cuando siga viva
con la idea de adaptarme
cuando deje esta etiqueta
que me perfora el pulmón
cuando sea una dentadura
autoindulgente:
todavía vas a estar
muerto.

-la culpa no es tuya-
es lo único que escucho,
-no es tu culpa-
pero me lo dicen
tan seguido –bruja-
que empiezo a creer
que sí es mi culpa.

no hay trueque.
corten.
corten.
corten.

me caías bien, pero
que te fenicien la saliva
mis tiempos nuevos.
cero calorías, cero sabor.

sí, hay de qué.
pasó el minuto, gracias.
predije el pasado.
vuelvo a la normalidad:
te saco de combate.

corten.

put down.

8 comentarios:

Emilio Ariza dijo...

Que bueno, me gusto mucho, siempre nos intentarán manipular y debemos dejarles claro que no pierdan el tiempo con nosotros, que les den por el corten je je je estamos preparados para el combate , Besos

Gabriel dijo...

Un poema que me ha gustado

y estas frases lapidarias

cuando siga viva
con la idea de adaptarme
cuando deje esta etiqueta
que me perfora el pulmón
cuando sea una dentadura
autoindulgente:

todavía vas a estar
muerto.

Un beso Vívi


Gabriel.

Bibiana Poveda dijo...

Emilio! Gracias por pasar. Y si... siempre intentan...
Un abrazo!

Bibiana Poveda dijo...

Gabriel, muchísimas gracias por tu tiempo de lectura y tu cariño.
Un abrazo grande!

Lázaro Suárez © dijo...

vaya vaya, que interesante ésto.

mucha fuerza en versos cortos. éso es complicado de hacer, eso creo yo. y te ha salido estupendamente.

mucha fuerza, repito. y eso, me gusta

te agrego, mereces la pena.

un saludo y agradecimientos

Bibiana Poveda dijo...

Hola! Muchas gracias por pasar... y, vamos, que merezco la ALEGRÍA...jajajajaja!
Saludos y también agradecida totalmente!

Eugenio dijo...

Gracias Bibi, por dejar una muestra de ti en cada palabra que escribes...

Nos seguimos leyendo fuera de la pagineta.

Un beso

Eugenio

Bibiana Poveda dijo...

Gracias, Euge, por estar siempre presente... Más allá de las paginetas, más acá del corazón.
Abrazo, amigo!